@ellibelaresc

La organización Survation, por encargo de The Huffington Post UK, ha realizado una encuesta en Reino Unido sobre la influencia de la religión en la vida de los británicos. Los resultados ofrecen detalles muy interesantes:

Casi dos tercios de los británicos opinan que la religión es más perjudicial que beneficiosa y que provoca más daños que beneficios al ser humano.

La encuesta revela que casi dos de cada cinco británicos tienen ninguna lealtad religiosa y solo el 56% se describe a sí mismos como cristiano.

Las cifras relacionadas con el culto religioso activo son aún más impactantes: el 60% de la población encuestada confiesa que  ´no es religiosa en absoluto´ y solo el 8% afirma ser ´muy religioso´.

´La religión se ha convertido en una ‘marca tóxica’ en el Reino Unido. Lo que estamos viendo no es un rechazo total de la fe, la creencia en lo divino o la espiritualidad, aunque hay algo de eso, sino de la religión institucional en las formas históricas conocidas´, opina Linda Woodhead, profesora de sociología de la religión en la Universidad de Lancaster.

Los jóvenes tienden a ser menos escépticos. Aproximadamente un 30% de británicos de 18 a 24 años de edad creen que la religión hace más bien que mal, mientras que solo el 19% de encuestados de 55 a 64 años de edad está de acuerdo con esto.

Los participantes también indicaron que no consideran que la creencia sea un indicador de ser buena persona, pues el  55% consideran que los ateos tienen tanta moral como los creyentes e incluso algunos (8%) estiman que hay más probabilidad de que los ateos sean mejores personas que los creyentes.

En la gacetilla de mañana hablaremos de ENFERMO CRÓNICO

Anuncios