@ellibelaresc

No, Letizia, ese no es el camino. Intentas subir en las encuestas demoscópicas con vanidades y pierdes el tiempo. Demasiado seca y antipática. Presuntuosa y un poco rancia o desaborida. Te crees que rompiendo las santas tradiciones se sube el baremo de la monarquía y no es así. Ya hiciste una de las tuyas cuando fuiste a visitar tras la proclamación de tu marido (disculpa pero me cuesta muchísimo decir y escribir eso de rey y su femenino) a tu jefe espiritual al Vaticano sin mantener el protocolo y la tradición y la has vuelto a armar estos días pasados cuando te saltaste a la torera todo protocolo tradicionalmente exigido en ciertos actos de la Guardia Civil presentándote a un acto castrense sin respetar una larga tradición monárquica: el uso del negro y la peineta que tanto armoniza con estos actos. No, Letizia, manifestándote rompedora con estas tradiciones tan entrañables y sin soltar una sonrisa (¿es que no sabes, siempre tan estirada?), así no se cambian las encuestas. Allá tú y tu marido. Los periódicos cuentan que  Letizia ‘revoluciona’ el protocolo en un acto de la Guardia Civil. Un gesto deliberado para dar una imagen más moderna de la monarquía. Pero no te lo creas. Es coba (no escoba).

El acto se celebraba en Sansomendi (Vitoria) con motivo de la entrega de la Enseña Nacional a la 11ª Zona de la Guardia Civil, en un acto en el que se ha rendido homenaje a los guardias civiles que prestan servicio en el País Vasco y a todos los que murieron víctimas del terrorismo. A diferencia de su suegra Sofía o de sus cuñadas Elena y Cristina, no ha lucido el tradicional vestido negro con peineta y mantilla, que sí utilizo cuando la llamaban princesa y amadrinó un acto semejante en Logroño. En esta ocasión, muy propio de ella, que quiere sentirse libre, ha roto la tradición y ha impuesto su criterio. Para este acto ha elegido el traje blanco que vistió en la proclamación de su marido como rey y ha recogido su pelo corto en un sencillo moño.

Letizia ha pasado revista a los agentes de la Guardia Civil formados en el patio del cuartel, acompañada por el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz. En el acto no ha estado presente ningún representante del gobierno vasco, ni tampoco miembros de la Ertzaina. Sí han acompañado a los miembros de la Guardia Civil, oficiales de los tres ejércitos, de la Policía Nacional y de la Gendarmería francesa.

El acto ha estado precedido de cierta polémica ya que la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) denunció hace unas semanas que el ministerio del Interior gastara 60.000 euros en actos suntuarios y en una enseña fabricada en seda y bordada en oro,  en vez de dedicar los fondos a material para mejorar las condiciones de trabajo de los guardias. La subdelegación de Álava matiza que no son 60.000 sino, solo, 6.000.

Y para terminar ¿sabes una cosa, Letizia? Que me importa un rábano si llevas o no mantilla, si vistes de blanco o de negro. Lo que sí me importaría, y mucho, es verte sonreír después de un referéndum que aprobara tu estado social. Ahí, seguramente, me tendrías como devoto admirador. Amén.

POST DATA (1): por supuesto que sé que tu hija ha tomado la primera comunión como una plebeya más (tú también lo eres). Leonor estaba muy guapa con su uniforme escolar, tal vez confeccionado por los mejores sastres, ¿o también es plebeyo? Ni así vais a subir en las encuestas. Sois el mal menor.

POST DATA (y 2): ´Para la monarquía no es que mañana será tarde, es que ya era tarde ayer, cuando Don Juan Carlos dejó paso a su hijo´. (José Antonio Zarzalejos)

______________________________

En la gacetilla de mañana hablaremos de EL BORBÓN SIGUE SIN APROBAR.

Anuncios