@ellibelaresc

Primero fue el logo, después la que han llamado conferencia  política. Más de lo mismo de quienes no son creíbles y pasan por ser los salvadores,  que es su vocación heredada. ´Nosotros siempre tenemos que llegar para arreglar lo que otros hacen mal´, dice el gurú.

Don Mariano se da autobombo en el discurso de clausura de la conferencia política del PP preguntando a PSOE y Podemos si el cambio que plantean es la ruina griega. Su discurso es más de lo mismo y sigue fiel a los argumentos económicos y políticos que lleva manejando desde hace meses.  Sólo hay una variación: ya no habla airadamente de Ciudadanos. Para referirse a esta agrupación recurre a la poesía: ´Los sutiles, ingrávidos y gentiles como pompas de jabón´ de Antonio Machado encajan en las decisiones de Ciudadanos de no mojarse nunca, ni en las posiciones ni en la gestión política. ¡Eso es ser un buen estratega, Mariano! Y pregunto: ¿serán los primeros versos que habrás leído en tu vida?

No se corta al utilizar a Grecia para conseguir sus planes. Grecia es para Rajoy ´la prueba inequívoca de cómo se arruina un país´. Y decir esto no es, en su opinión, voto del miedo. ´No sé lo que es el voto del miedo -ha señalado- lo que sí sé es que da miedo lo que está ocurriendo en un país europeo y lo que pasaba en España hace cuatro años, cuando la gente se iba al paro por centenares de miles cada año´. ¡Qué fuerte!

Tampoco recurre al miedo cuando afirma que ´Si gana la izquierda, volverá la pesadilla´. Y yo le digo: Señor, Rajoy, la pesadilla es usted, el gobernante más cruel desde Franco (y desde antes).Y el más mentiroso. No ha dicho una verdad desde que llegó al poder. Usted es quien ha generado desigualdad y pobreza, miseria cultural y educativa y represión política en este país. Usted ha abusado de su autoridad, ha utilizado el Parlamento como una máquina apisonadora. Y lo seguirá utilizando mientras convenga a ´sus ´intereses, que no a los del pueblo.

Rajoy ha dicho a su partido que deben ganar las elecciones generales ´bien´ y que es necesaria la ´mayoría grande y generosa que España se merece´ (y que ellos aprovecharán para lo que ya sabemos). Su discurso se ha centrado sobre todo en los frutos de su gestión, en que la recuperación es ´innegable´ y en que los esfuerzos a partir de ahora van a ser más llevaderos. Miles de trabajadores están encontrando trabajo, hay muchos que no, pero hay muchos que sí, y esto era en 2012 lo más apremiante´. Quiere dejar claro que  la recuperación, la suya, la que ha maltratado a la inmensa mayoría de los españoles está en marcha y que, si los ciudadanos quieren asentarla, deben seguir apostando por ellos. No habla de la precariedad de ese empleo.

Y sin que lo pretenda en las siguientes palabras manifiesta el miedo que arrastra: ´Está en juego que la tarea de estos cuatro años continúe o que se pierda lo conquistado. Se trata de escoger entre blanco o negro, entre el avance o el retroceso. Ellos vienen con la piqueta en la mano, anunciando que derogarán todas las reformas que hemos hecho. Están decididos a unir fuerzas, cualquiera con cualquiera, sin importarles ni su pasado ni sus convicciones. Hay un empeño sectario de que no gobierne el PP. En ello se afana el PSOE´. Dedicó una línea a la corrupción, para que deje de ser una ´letanía diaria´ y sea sólo una ´anécdota´.

Os cito algunas de las perlas que soltó este feriante político y mendaz en su discurso de clausura: supimos acertar con las medidas aplicadas; los impuestos van a seguir bajando en el futuro; tenemos al alcance de la mano alcanzar los 20 millones de personas con empleo; nuestros contrincantes intentarán derogar las reformas que han traído la recuperación a España; hoy podemos decir con legítimo orgullo que, aunque quede mucho por hacer, la recuperación económica es innegable; las cosas no han salido bien por casualidad. Supimos acertar con las medidas y tuvimos la voluntad de aplicarlas; los de Podemos son como esos nuevos turistas del ideal que venden unos paraísos donde los jubilados no pueden cobrar sus pensiones, los supermercados están vacíos o las cárceles llenas de opositores; somos el gran partido del cambio y el más opuesto al inmovilismo. Nunca cambió tanto a mejor España como cuando gobierna el PP. Amén.

______________________

En la gacetilla de mañana hablaremos de RAJOY Y EL INGLÉS.

Anuncios