@ellibelaresc

Dentro de la línea ideológica que sostiene este blog comentaré las ideas y propuestas que más me han llamado la atención del cónclave socialista. Son las siguientes:

  1. Con la vieja guardia aparcada, con el susanismo desactivado -no se sabe hasta cuándo- y con el sanchismo conteniendo la euforia. Así ha cerrado  el PSOE su 39º Congreso Federal, con dos conclusiones principales. La primera, que la elección de Pedro Sánchez como secretario general supone el inicio de una tregua entre las diferentes corrientes. La segunda, la asunción, por primera vez en la historia de este partido, del carácter “plurinacional” del Estado. Veremos cómo se come este marrón. La andaluza Susana ya ha  declarado que ´ella se siente muy cómoda con el art. 2 de la Constitución´. Pero Narbona, la nueva Presidenta del PSOE, parece tenerlo claro: ´Esta propuesta es perfectamente compatible con la integridad del Estado español y con la soberanía de España y refleja su diversidad´. En este sentido, ha explicado que el PSOE irá hacia un Estado federal que refleje ´la diversidad de sus pueblos´. Esta propuesta de Narbona es criticada abiertamente en un editorial de El País (Decepcionante PSOE) al sostener que: Igualmente preocupante resulta la confusión en torno a la cuestión territorial, donde el nuevo PSOE quiere a la vez una cosa, la soberanía nacional única e indivisible en manos de la nación española consagrada en el artículo 2 de la Constitución vigente, y su contraria, es decir, el reconocimiento de una plurinacionalidad resultado de la conformación de España como “nación de naciones”. Aquí también, un mínimo rigor llevaría a aceptar que una fórmula así es esencialmente contradictoria. Pero otra vez, las aclaraciones que se ofrecen, que devuelven al PSOE a la propuesta federalista formulada por los socialistas en Granada en 2013, muestran que se trata de otro giro táctico, en este caso dirigido a atraer a los nacionalistas.
  2. El equipo de Sánchez tumba la enmienda propuesta por las Juventudes Socialistas que proponía convocar un referéndum para instaurar la Tercera República. En las negociaciones con las Juventudes Socialistas se implicó José Luis Ábalos, Carmen Calvo y Adriana Lastra. Fueron ellos quienes consiguieron que los jóvenes retirasen la enmienda al estar convencidos de que si el plenario votaba, ganaba la República. ¿Entonces? Lo de siempre. El nuevo texto solo recoge los ´valores republicanos´ del PSOE: ´El PSOE tiene su propia concepción sobre el modelo de Estado y la forma de gobierno hacia la que quiere avanzar fortaleciendo los valores republicanos y promoviendo un modelo federal´. Una redacción descafeinada en comparación con la enmienda original, que decía: ´El proyecto de futuro para España es avanzar hacía la tercera República. Una sociedad libre, justa, donde todos los ciudadanos sean iguales ante la ley, y donde todos tengan los mismos derechos, pasa por un proyecto republicano para nuestro país. Por lo tanto, los socialistas trabajaremos políticamente para alcanzar la tercera República Española como un proyecto plural, democrático, social y ciudadano. Para ello, proponemos un referéndum donde el pueblo español pueda decidir su forma de Estado´.

Cada día está más claro que la concepción de España como monarquía o república se       le ha atragantado al PSOE. Estamos ante uno de los grandes debates clásicos en sus     congresos. Todavía no se han puesto de acuerdo, aunque la postura oficial se aproxima   a la de Letizia, que primero era republicana y al final ha acabado de reina.Un republicanismo  monárquico.

  1. El PSOE se compromete a despenalizar la eutanasia y a acabar con los privilegios de la Iglesia Católica. Se compromete a cobrar el IBI y el Impuesto de Actividades Económicas. No me creo lo de la católica, pero lo acepto con esperanza e ilusión de futuro.
  2. Dice Sánchez con solemnidad que: ´Haremos una oposición al servicio de la mayoría social, construiremos una alternativa solvente, tratando de sumar apoyos, generando un espacio de encuentro con las fuerzas del cambio y los actores sociales. A crear ese espacio de diálogo y trabajo parlamentario conjunto llamaremos a las fuerzas del cambio y a los colectivos sociales en las próximas semanas´. De acuerdo, Pedro, palabras muy bonitas, intenciones también. Pero de una vez por todas deja ya de intentar tomarnos el pelo: ¿quieres que siga Rajoy, sí o no? Si no quieres que siga y quieres ser presidente, Podemos ya ha dicho que te votará y te lo pondrá fácil, y casi sin concesiones puedes contar también con el voto por obligación ética y de imagen de los partidos nacionalistas, que además de hacerlo con gusto, no pueden arriesgarse a que una negativa por peregrinas excusas no fuera bien acogida incluso por sus propios votantes, que tienen motivos sobrados para disfrutar sacando al PP del Gobierno. Y todo esto lo puedes hacer ya mismo. No hay por qué sufrir al PP ni un día más.

En la gacetilla de mañana hablaremos de DETALLES DEL CONGRESO DEL PSOE (y 2).

Anuncios